ALG227141 The Three Archangels and Tobias (tempera on panel) by Botticini.

“Permanentes en la presencia de Dios”

San Miguel en hebreo significa “¿Quién como Dios?” y es uno de los principales arcángeles. Su nombre era el grito de guerra en la batalla liberada en el cielo contra el enemigo y sus seguidores y se encuentra cuatro veces en la Escritura.

Mientas que San Rafael quiere decir “Medicina de Dios” o “Dios ha obrado la salud”. Es el Arcángel amigo de los caminantes y médico de los enfermos. Es cercano a los hombres para aliviarnos en momentos de sufrimiento y dolor.

Así mismo, San Gabriel significa “Fortaleza de Dios”. Tuvo la misión importantísima de anunciarle a la Virgen María que sería la Madre del Salvador.

“Las alas son símbolo de su existencia en Dios, de su vida en el cielo.”

Así pues, estos tres arcangeles aparecen en relatos de la Biblia encargados de misiones importantes de Dios. Todos sus incluyen la partícula El, de etimología hebrea, que significa Dios. Sus nombres son todos una alabanza a Dios, por ser ellos las criaturas que más se acercan a su conocimiento.

Representación de los arcángeles

En cuanto a los atributos que definen a los arcángeles,están las alas, unas grandes alas que son símbolo de su existencia en Dios, de su vida en el cielo. Los arcángeles son las únicas criaturas que están permanentemente en la presencia de Dios. Están siempre llenos de flores y de detalles que hacen ver que son existencias indivisas.

Miguel arc3.jpg

San Miguel

 

Al Arcángel San Miguel le acompañan siempre los símbolos: la balanza y la espada de fuego.

Es de quien dice Raimundo de Capua: “fue el ángel del Apocalipsis que ató al demonio por mil años”. 

 

San Rafael Arcángel

San Rafael

 

El pescado (del relato de Tobías) y el bastón de
peregrino con la calabaza para
el agua son símbolos
fundamentales en la iconografía
del arcángel San Rafael.

San Gabriel Arcángel

San Gabriel

 

 

En general, San Gabriel vestido de larga túnica de color blanco o con ropas litúrgicas, tiene por atributo un bastón con empuñadura o un cetro, con frecuencia reemplazado por la flor de lis,  emblema de la virginidad de María, o una rama de olivo, símbolo de la paz. Muchas veces, aparece también con una filacteria en la que se recogen las primeras palabras de la salutación angélica: “Ave María, gratia plena”.